Mascarillas de miel

Uncategorized 323 Visitas

Mascarilla de miel, limón y aceite de oliva

Como todos sabemos la miel es un alimento muy saludable y con muchos beneficios para nuestra salud y también para el cuidado personal en nuestro rostro o simplemente para endulzar nuestro paladar.

Ya que la miel es un producto natural que se obtiene de lascolmenas de las abejas este es uno de los endulzantes naturales más usados por su sabor y propiedades beneficiosas para la salud.

La miel es uno de los alimentos mas adquiridos en el mercado ya que gracias a sus propiedades antibacterianas también nos sirve como exfoliante para nuestra rutina de belleza.

Además de suavizar e hidratar la piel y el cabello también tiene un sofisticado y maravilloso poder de curar la hinchazón, calmar la dermatitis y hasta en muchas ocasiones la miel es capaz de regenerar la piel.

También es un ayudante para mejorar y regular la digestión al igual que es un endulzante natural que puede ser usado por todas las personas.

Y por si fuera poco la miel también nos brinda el beneficio de ser uno de los ingredientes principales.

Para la elaboración y fabricación de remedios naturales y que son muy efectivos.

Ya que gracias a sus propiedades esta nos ayuda a aliviar la tos, la gripe y el dolor de garganta.

Sim embargo muy pocas personas saben que la miel es uno de los secretos para la belleza en las mujeres.

Es por eso por lo que te hemos traído las mejores recetas para que luzcas una piel radiante y llena de vitalidad.

Ingredientes:

  • Miel de abeja pura
  • Limón
  • Aceite de oliva
  • Canela en polvo
  • Sal de mar o bicarbonato de sodio

Utensilios:

  • Recipiente pequeño hondo
  • Cuchara de (30gr)
  • Toalla pequeña (exclusivamente para el rostro)

Mascarilla para la piel del rostro suave

piel suave

Simplemente puedes usar únicamente la miel de abeja como mascarilla en la mañana y dejar actuar durante 15 minutos.

Luego enjuaga con abundante agua tibia y reca con una toalla únicamente para el rostro.

Aplícala de dos a tres veces por semana.

Y veras como tendrás resultados increíbles en tan solo 2 semanas.

Mascarilla de miel, limón y aceite de oliva

Manchas, cicatrices, estrías o simplemente quieres una exfoliación en casa, pues esta es la receta que estabas buscando.

¡Estas cansada de las manchas en la piel que por más pequeñas que sean son muy visibles o tienes cicatrices por algún granito que te explotaste…!

Tranquila aquí tienes la solución lo único que debes hacer es conseguir miel de abeja pura, limón y aceite de oliva todo esto por lo generar siempre lo tenemos en casa o de ser lo contrario lo puedes conseguir en el super más cercano.

Modo de Preparación:

En un reciente coloca una o dos cucharadas de miel pura y agrega el jugo de un Limón y añádele una cucharada de aceite de oliva luego mezcla bien hasta conseguir una mezcla homogénea.

Luego aplicarla en el rostro o en la zona deseada y déjala actuar por 15 o 20 minutos y finalmente retira con agua tibia.

Repite este procedimiento 2 veces por semana para que veas resultados.

Recuerda que es importante que para este proceso tengas una toalla únicamente para secar tu rostro.

Es importante que separas que esta mezcla puedes colocarle en cualquier parte el cuerpo donde tengas manchas o estrías.

Únicamente lo que debes hacer es aumentar las promociones para que tengas suficiente mezcla para aplicártela.

Dato importante: cuando apliques este proceso recuerda proteger el rostro o la zona donde realizaste este proceso.

Mascarilla para el acné

Si tu problema es el acné y no encuentras una solución.

Tranquila aquí te damos una mascarilla super efectiva y con ingredientes que están a tu alcance.

Solo debes seguir en mismo proceso anterior con los mismos ingredientes, pero agregándole canela en polvo.

Debes dejar actuar toda la noche.

Emplea este proceso tres veces por semana de preferencia por las noches y al siguiente día enjuaga con abundante agua tibia.

Es importante que evites el sol de lo contrario el efecto será desfavorable.

Para conseguir los resultados deseados debes ser constante en el proceso y la aplicación.

Ten en cuenta que durante este proceso de aplicación de la mascarilla no debes explotarte los granitos y tampoco usar jabón de olor.

Mascarilla para las arrugas y ojeras

Si tienes la piel muy flácida y arrugas en la frente.

Esta es la mascarilla más efectiva para arreglar ese pequeño inconveniente.

Lo que debes hacer es en una reciente mezcla la miel pura y el cfe en grano.

Modo de preparación:

Mezcla una cucharada de miel pura y agrégale una cucharada de café en grano mezcla bien.

Y luego aplica distribuyendo en todo el rostro en especial en la de abajo de los ojos esto ayudara a eliminar las ojeras.

Deja que actúe durante 15 minutos y retírala con abundante agua tibia y recuerda que para este procedimiento debes tener una toalla únicamente para el rostro.

Mascarilla para los poros

Muchas veces todos sufrimos de los poros en la pare de nuestra mejilla o la nariz.

Esta fabulosa mascarilla sirve como un exfoliante muy potente ya que gracias a las propiedades antibacterianas y antiséptico que posee el bicarbonato de odio y la sal de mar  y la miel de abeja pura.

Por lo cual te hemos triado esta mascarilla que es sumamente efectiva para este problema solo debes mezclar la miel y el bicarbonato de sodio o sal de mar hasta conseguir una mezcla homogénea.

Modo de preparación:

En un recipiente mezcla una cuchara de miel de abeja pura y agregar sal de mar o bicarbonato de sodio luego aplica la en el rostro durante 10 minutos y dos veces por semana y veras como los resultados son muy buenos.

Ten en cuenta que para ver resultados increíbles debes ser constante con el procedimiento.

Para el cabello

Si lo que buscas en que tu cabello vuelva a tener brillo y vitalidad.

Es momento de que uses esta técnica que durante muchos años ha sido la salvación para muchas mujeres y hombres quienes quieren lucir un cabello radiante.

Lo único que debes hacer es con la ayuda de un peine o si deseas con lo mano coloca la cantidad deseada en el cabello antes de tomar una ducha y deja que este actúe durante 20 minutos y luego enjuaga con abundante agua tibia.

Compartir

Comentarios